Cobarde

Por no perseguir tus sueños
Por no seguir el rastro de besos que te deje.
Por no saltar a la piscina que te llene de pétalos de rosa.
Por esconder un año bajo la alfombra.
Por convertir lo extraordinario en un simple recuerdo.
Por robarme un deseo.
Por nombrar embajadoras de la tristeza.
Por esconderte tras el silencio.
Por perder tu mirada.
Por ocultar el secreto de las tortugas.
Por extrañarme al reino del olvido.
Por evaporarte entre la nada.
Por apagar la luz e irte.
Por matar las mariposas.
Por no creer en Amanda.
Por sentarte a huir.
Por condenarme a tu recuerdo.
Por borrar los pasos que dimos.
Por rendirte a la lógica.
Por olvidar la magia.
Por no explicar lo inexplicable.
Por sumergirte en lo cotidiano.
Por no recitar tus propias palabras.
Por no dibujar garabatos bonitos.
Por refugiarte en el miedo.
Por no saltar los obstáculos.
Por mentirte a ti misma.
Por arrastrarte por el suelo en lugar de poner los pies en la tierra.
Por negarme hasta las palabras.
Cobarde

Entrades populars d'aquest blog

La derrota ideològica del valencianisme polític

Los niños cebra: cuando la inteligencia se convierte en un problema

La prepolítica