Entrades

S'estan mostrant les entrades d'aquesta data: setembre, 2011

La luz de Cracovia

Imatge
Tras un par de semanas en que el radioblog se transformó en un "Cuentos para pensar" hoy volvemos al formato habitual. Les confesaré que esas dos semanas he estado de viaje por tierras de Irlanda y Polonia. Viajar es un aprendizaje básico. Cosas que en otros lugares son completamente evidentes en el nuestro quedan completamente tapadas. De Cracovia -una ciudad que les recomiendo visitar- llama la atención su luz. La ciudad está perfectamente iluminada para resultar atractiva por la noche. Como si por la noche se vistiera de gala para seducirle. Y la seducción incluye algo tenue, no excesivo, quizá austero. Algo elegante, sin miedo a la oscuridad, sabiendo que la noche es noche, no algo tenebroso sino algo recogido. Cracovia sabe eso y se muestra al mundo así. Lejos de lo conceptual, España, Valencia, Sagunto y el Puerto han elegido otro modelo de iluminación que parte del odio a la noche y pretende convertirlo en un día artificial. Por eso odio esa farola que invade mi habi…

Las hormigas también viajamos.

El internacionalismo se gesta viajando. Pero el nacionalismo no se cura así. Acabo de visitar Dublin y Cracovia. Dos ciudades de reflexión ideológica. La distancia genera relatividad y una cierta invisibilidad. El turista vive en una burbuja, el viajero es un voyeur de la vida oculta y el visitante camina de la mano de la realidad desvelada. Desde la invisisibilidad y el anonimato la relatividad permite unir la nueva realidad y casarla con la propia durante unos días. Las dos ciudades cuentan con abundante clase trabajadora. Son ciudades de turismo obrero básicamente. No por el que va sino por lo que encuentra. Pero las dos ciudades tienen más cosas en común. Frecuentemente el internacionalismo de base marxista ha prescindido de las cuestiones postmaterialistas como la nación y la religión. Un error de primero de sociología. . Dublin interesa por la combinación de vector identitario y de clase. De nacimiento inacabado revolucionario reciente su combinación de liderazgo identitario y…

La verdad está en la amargura

Imatge
Siempre pensó que su destino era ser alguien especial. De alguna manera las humillaciones de la infancia no eran más que el anuncio de un futuro eterno. Sabía que se convertiria en alguién que todo el mundo recordaria. Tenía algo de miedo a salir a la calle y no le gustaba demasiado la gente. Le gustaba mirar la tele y hacer zaping. Hasta que descubrió aquella cadena. La cadena amarga. Cada día decían lo que él pensaba. Cada día descubrían quien era el causante de todos sus males desde que se quedó sin trabajo. Aquella cadena sembraba de preguntas su mente y buscó en Internet las respuestas. Estiró de todos los hilos necesarios. No entendía porque en la cadena amarga siempre hablaban de lo mismo. Era el momento de tomar partido para cambiar la realidad. Convertido en un amargo se dedicó a estudiar el comportamiento de los dulces. Les odiaba por ser tan dulces. La verdad residía en la amargura. Los dulces eran un mal ejemplo. Pero ahora dominaban el pais. Gracias a los dulces su pais …

Palabras perversas

Pensamos a través del lenguaje. Lo que quiere decir que votamos a través del lenguaje. Sin embargo cada vez hablamos más y pensamos menos. Esta semana decía Toxo que los liberados sindicales no existen. Es cierto, la izquierda en particular ha permitido por falta de atención la contaminación del lenguaje. Los liberados sindicales no existen porque aquí nadie está liberado de hacer su trabajo. Existen los delegados sindicales con dedicación completa. Pero nadie utilizará ese termino. La diferencia es que la palabra liberación en tiempos de paro ofrece una sensación mucho más conflictual que la expresión “dedicación completa”. Otro de los términos a los que la izquierda no está prestando atención es la palabra “huelga”. Estamos dejando que cualquier cosa se le llame “huelga”. Si un colectivo asume una “baja médica” colectiva para paralizar el tráfico aereo se le llama huelga. Si un colectivo adopta un cierre patronal de farmacias también se le llama “huelga”. Y cuando otro colectivo d…

Business as usual

Imatge
La propuesta era tentadora. Como productor sabía que no debía hacerlo. Nunca había sido un ejemplo ético pero quizá esto era demasiado. Debe haber límites. Pero aún así dudaba. Y lo consultó con el Presidente. El presidente preguntó qué pasaría si lo hicieran solamente durante un breve periodo de tiempo. Él dijo que los índices de audiencia se dispararían pero no sabía exactamente cual sería la reacción al dejar de emitirlo. El presidente le dijo que él no se preocupara que tomaría la decisión personalmente. Así pues empezó a emitirse solamente en horario de prime time. Los índices de audiencia se multiplicaron. Los anunciantes ofrecían enormes cantidades de dinero para anunciarse en la cadena. El Consejo de Administración exigió que también se emitiera fuera de prime-time. Así comenzó a emitirse en horario adulto. Sin embargo, llegaron las navidades y finalmente se emitió también en horario infantil. Estaba en casa y por la mañana descubrió a su hijo frente a la tele. Conocía esos…

Houston, tenemos un problema.

Imatge
Era la tercera vez que recogía sus cosas y tenían que cambiar de casa. Y Pau no acababa de entender tanto cambio. Pero su padre le prometió que sería el último. Le prometió que era el definitivo Pau vivía en un pueblo de la costa hasta que fue más prudente acercarse al interior. El mar andaba embravecido y luchaba contra las playas. Y solía ganar. Poco después tuvieron que trasladarse al norte. La temperatura en el sur era ya insoportable. En cada pueblo fue dejando amigos y compañeros. Sus padres se podían permitir los traslados pero algunos de sus amigos se quedaron a expensas de la furia del mar. Y otros bajo la injusticia del sol. Esta vez parecía la definitiva. A Pau le prometieron que nunca más volvería a llevar mascarilla al salir al patio. Que se acabaron los túneles de aire acondicionado y las lluvías artificiales. Pau podría usar la bici de su padre en lugar de quedarse en casa aunque tendría que aprender a utilizarla. El traslado era aquella misma mañana. Debían acudir …

Utopía

Imatge
Hacía ya veinte años que Utopía funcionaba con algunos éxitos como la creación del Proyecto Bienestar. El Centro de Estudios Utópicos desarrollaba programas experimentales. Muchos de ellos quedaban en nada tras la ilusión inicial pero otros proyectos se desarrollaban y mejoraban los IFC (Índices de Felicidad Colectiva). Así surgieron varios programas experimentales como el Woman Liberties, Human Rights o Educación Universal. Pero sin duda el proyecto Bienestar era el que más famoso se había hecho. El Proyecto Bienestar proveía una red de asignaciónd de recursos que detraía la parte baja de los recursos excedentes de la parte alta.
A priincipios de los años ochenta se reunían en la ciudad de Neocon las principales corporaciones mundiales. La reunión de Neocon detectaba que Utopía frenaba sus posibilidades de negocio. Para ello fundó Marquet, un ambicioso programa de actuaciones en todos los ámbitos. Marquet reclutó los mejores jóvenes profesores universitarios y cada uno en su ámbito …

La piel que habito.

Imatge
Había leido que la película no respondía a los esquemas típicos de Almodovar. Y esa curiosidad me llevó a la sala. Cierto que quizá no responde a ciertos esquemas pero sí circula por cauces de evolución cinematrográfica del director. La puesta en escena sigue siendo impecable. Con una escala cromática impactante, excelente uso de la luz y maravillosa gestión de las pieles con el maquillaje y numerosas metáforas sobre los disfraces en los que nos metemos a diario. Las localizaciones son inmejorables y el vestuario también lo es.
Conceptualmente se mueve en los mismos derroteros habituales dejando perfume a reflexión sobre la transexualidad, la homosexualidad pero esta vez con enorme ambición -el hombre como gestor de la naturaleza, la lucha contra el tiempo y la sensación de todopoderosidad-. Se queda a mitad de camino entre las películas tipo de criaturas creadas por el hombre que se rebelan contra él -Blade Runner o Frankenstein- y el western. El duelo final entre dos mujeres es imp…